contigo, referencias, síntoma.

Mis referencias eran las líneas imaginarias marcadas en el asfalto.

El movimiento continuo de aquellas bicicletas hizo que el aturdimiento y descontrol llegara a marearme. Sin saber muy bien que camino coger la intuición y la sordera me marco el sitio equivocado, escuche ¡cuidado! Tarde, ya me encontré tirada en el suelo contigo a mi lado. Aquella caída no fue un síntoma desconocido ¡maldito equilibrio!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Ave Fénix

 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: